3-0. Seis de seis y líder


Llegar al Arcángel en estos momentos es como ir de Cruces, uno se encuentra con un montón de gente que quiere y con la que se tomaría una cañita, desde Emilio y la Inma, al gran Edu Pérez y Álvaro Salido, hasta los críticos de esa “peña de fulleros” que tanto hablan y siguen desde casa, amigos de los duros, uno echa de menos a la comparsa, a los que no pueden venir y vibrarían con estos días a tope, desde Miguel que está en Londres, a mi hermano Carles que sigue estando, en mi piel y en mi voz y en tu piel y en tu voz, de otro modo y tengo la suerte de ir al lado de mi viejo.


Tuvimos la suerte de acertar en la previa con las posibles rotaciones en el once, los calentamientos del Córdoba C.F. tienen cada vez más un halo de premonición y de conjura, parece que el partido empieza ahí, con eso ya ganado e impetuoso. Las novedades de José Ruiz por Puga y la de Kike Márquez por De las Cuevas. Se vino el himno como siempre, máxima expectación.


Después de los primeros compases, la primera ocasión clara vino para el Fuenla, en una jugada un tanto embarullada tuvo lugar un pase filtrado entre líneas y remató delante del portero, pero Carlos Marín la salva.


El partido empezó bien para el Córdoba, con ese "arreón" tan típico, pero se le fue atragantando la salida de balón, la presión del Fuenlabrada ha ido creciendo con el paso de los minutos cada vez más alta, de menos a más, en situaciones en las que veían posibilidades complicaron al Córdoba. Se fue estirando el equipo azulón, hasta el punto que llegaron a presionar el saque de puerta y muchas más acciones, ya cómo idea clara. El Córdoba encontraba la salida a través de acciones puntuales, pero con problemas.

No sólo fue la presión del Fuenlabrada, los visitantes tutearon al Córdoba desde el minuto 13 o 14 con sus propias armas intentando elaborar sus jugadas y jugando su fútbol.


En este toma y daca de los dos equipos, ocasión para el Córdoba aunque no muy clara y nueva ocasión para el Fuenlabrada que la estrelló en el larguero después de un centro no muy ortodoxo desde su banda izquierda, minuto 19.


Hasta ahora Diarra y Carracedo los mejores del equipo, uno en la parte ofensiva porque fue quien más peligro generó, el otro (la ocasión para el Córdoba, minuto 21, combinaciones y Carracedo, como decía de los mejores) Diarra en la parte defensiva, fue quien entró a la acción, y ganó duelos en los que tocó/rozó/robó balones del equipo contrario, parece dos jugadores de lo que aparece y luego en la parte ofensiva tampoco estuvo nada mal, generando creación, se asoció y después de darlas siguió intentado ayudar al compañero ofreciendo líneas de pase hacia detrás en pequeñas rupturas en sus zona de influencia y hacia atrás con pases que generaban más seguridad.


Cuando peor estaba el equipo, en una acción en la que hemos tenido serias dudas a la hora de despejar la pelota, Simo encontró un balón en una situación de las que más le gustan, a campo abierto, dividió a la defensa abrió para Casas, este siguió abriendo para Carracedo que en una acción de “pase de la muerte” no encontró rematador por poco, en el rechace, se le quedó franco al menudo ala del Córdoba y la metió para dentro a puerta vacía, minuto 23.


Marcaron los blanquiverdes con las armas que han venido usando la mayoría los rivales que se han enfrentado al Córdoba en los últimos partidos, que es el contraataque, un poco de justicia poética.

En un partido en el que hubo más de tú a tú, más igualado con acciones ofensivas en las que no hay un dominio claro por parte del Córdoba, pues llegó el gol en en una acción de contraataque dirigida por Simo y esto demuestra que el equipo tiene muchísima dinamita.


Dominó el Fuenla y tuvo ocasiones y claras, pero el Córdoba tiene una actitud defensiva en la que parece que el gol del contrario no va a llegar, muy solvente en lo individual en acciones comprometidas, Calderón, Diarra, Jorge Moreno y José Ruiz, es verdad que luego en las colectivas en determinados despejes y acciones en las que ha habido más dudas, ahí si que ha habido momentos un poco dubitativos en los que la defensa no ha estado contundente o decidida.



En los primeros minutos de la segunda parte el Córdoba parecía dar un paso adelante en otro típico tirón de los córdobas que hemos visto hasta ahora con Germán, en cada inicio de partido, de segunda parte, el equipo no se duerme para nada.


Calentaban Willy, Bernal y De las Cuevas Se sucedieron los compases, 15 primeros minutos el equipo no mostró excesivos problemas, los azulones tampoco los generan y en ese calma chicha el Córdoba encuentra, en un teórico centrochut desde de la derecha el segundo gol, porque es que al Córdoba se le caen los goles de los bolsillos, el portero se hace un lío, el balón se le fue comprometiendo cada vez más y acaba en gol minuto 58.


Poco después del gol llegaron los cambios en el equipo rival y el Córdoba los preparaba siguieron calentando los mismos, se añadieron nuevos componentes Adri Fuentes, Puga y Sergio Benito.

Entraron al campo De las Cuevas y Ramón Bueno, minuto 67 se marcharon Flores y Kike Márquez


Después del gol, el partido sigue en esa tesitura de aparente no pasar nada, hasta que el Córdoba aprieta un poquito el acelerador, cuando identifica que el Fuenlabrada se descompone y hace daño. Se añaden a calentar Cedric y Willy y se intuía que iban a ser los dos próximos en entrar minuto 72. Esta calma chicha de la que hablo creo que va a formar parte del guion del Córdoba, no se nos olvide que son equipos importantes, que es que viene de bajar este equipo.


Nuevo cambio en el Córdoba, minuto 76, entran Sergio Benito y Cedric, se marchan Carracedo y Casas. En la pausa del agua minutos 75 se desató el ambiente en el Arcángel, móviles al viento con los flashes encendidos y cántico de “volveremos a segunda, volveremos otra vez” muy muy emocionante. Doble cambio en el Fuenlabrada, minuto 82. Y también poco después entra Fuentes, minuto 88, por Simo. En el 89 tras la incorporación de Fuentes, Sergio Benito controló un balón en la parte derecha del ataque del Córdoba, sufrió falta que sacó De las Cuevas, y al botarla, el mejor jugador del partido a mi juicio, el equilibrio, el parabrisas, el coche escoba, el tempo, y en ese segunda parte en la que la calma chicha de la que hemos hablado, impuesta por el Córdoba, él ha estado comodísimo, marca un gol que pilla al portero con el paso cambiado, va hacia la izquierda mientras que el remate va a tierno hacia la derecha con la parábola suficiente para que el arquero no llegase, guinda para el trabajo individual de Diarra y colectivo, porque encarna esa posición de equipo.


Este Córdoba, encara una semana que aparentemente vuelve a ser tranquila, para recuperar a Ekaitz, a este equipo recién descendido que entra en las quinielas para ser candidato al ascenso, se le han metido 3, el Córdoba suma 7 goles, 1 encajado, y va a Vigo con todo, para intentar sumar 9 de 9.


RUEDA DE PRENSA

En rueda de prensa el míster se mostró satisfecho en incluso comentó “el resultado se ha queda corto”, “nos vamos contentos, dentro de todo lo que hemos generado, hemos hecho tres goles, resultado justo y contentos también con la portería a cero”, comentó también con que es posible con que se vean otros registros del equipo al contraataque, se muestra satisfecho con el hecho de haber parado las acciones a balón parado del rival y muy contento por el gol a balón parado propio, el 3-0. Se le preguntó sobre el liderazgo de un año completo, se felicita y reconoce la dificultad, alabó a los rivales, pero se sonrojó al tratar el asunto.

Siempre encuentra Germán una comparación y una idea que refuerza el mensaje que transmite, hay entrenador para rato si él y el club quieren.


CRÓNICA: Felipe Gómez "Pipo" FOTOS: Fran Pérez




1610373121499_logo-grancalidad-color-03 (3).jpg
1d66a6d1-78a2-413e-84cc-b512e042a0f8 (2)
22.jpg
pinturas copia.jpg
45882094_312882462642377_566929140977814
vista alegre (2).jpg
seneca mas alto copia.jpg
descarga.png
2cf8f9df-74b7-4ef1-ba5d-23661390d864 (2).jpg
1af54ab4-c3b0-4ae9-b754-92dd4caec70a (2).jpg
Publikit-horizontal--1024x468.jpg
la Barraca (2).jpg
Rucar