Antonio García cumple su primer aniversario en Vietnam (II)


Continuación.....................

-¿Cuáles son las próximas competiciones que disputaréis durante 2018?

-Una vez finalice la primera vuelta de la liga disfrutaremos de unos días de vacaciones en España y al regreso tenemos previsto la disputa de un Torneo en China que queremos que nos sirva, principalmente, para ver el comportamiento en competición internacional de jugadores futuribles para la Selección Nacional. Seguidamente, empezaremos los entrenamientos de cara a la AFC de Clubes que disputaremos enYogyakarta (Indonesia) donde estamos a pocos días del Sorteo y siendo cabezas de serie, condición ganada al obtener la Tercera plaza en la edición de 2017.

En Septiembre retomamos la Liga con la celebración de la segunda vuelta, en Noviembre la AFF de Selecciones que también se celebrará en Indonesia, para acabar el año 2018 con la celebración de la Copa Nacional.

Como se puede comprobar, otro año con mucha densidad competitiva, lo cual nos permite estar muy activos tanto en el ámbito doméstico con el Club Thai Son Nam como a nivel internacional tanto con Thai Son Nam como con la Selección Nacional.


-¿Podrías comentarnos tus retos profesionales para el futuro?

-En la actualidad estoy centrado en el objetivo por el que se nos contrató aquí. Seguir contribuyendo a la progresión y mejora del Futsal Vietnamita con el fin último de la clasificación para la Copa del Mundo de 2020. Una vez llegue Febrero de 2020 y se analicen los resultados obtenidos, será el momento para tomar decisiones. La verdad es que me encuentro muy a gusto en Vietnam, tanto en lo personal como en lo profesional y siempre estaré agradecido a Miguel por haber depositado su confianza en mí y haberme permitido conocer a su lado el Futsal a nivel Internacional. Ir de la mano de Miguel Rodrigo es la mejor forma de hacerlo ya que es uno de los técnicos más carismáticos y reconocidos tanto en Asia como en el resto del Mundo, por lo que me siento un privilegiado por poder trabajar a su lado.


-Nos has detallado perfectamente tu día a día desde el punto de vista laboral pero, ¿qué tal es tu vida personal allí?

-Tanto Silvia, mi mujer, como yo estamos muy adaptados y contentos de estar viviendo esta experiencia. El clima es un clima que, salvo por las lluvias puntuales que pueden sorprendente en cualquier momento del día durante la estación húmeda, te invita a salir a la calle y te da la posibilidad de ir a cenar fuera de casa ya que Saigón es una ciudad con múltiples ofertas de ocio. Intentamos exprimir al máximo el tiempo libre, disfrutándolo normalmente con el resto de compañeros españoles que estamos aquí más algún otro amigo que se ha incorporado a nuestro grupo. Cuando estás fuera de casa, ellos se convierten en tu segunda familia, solemos celebrar los cumpleaños todos juntos con la intención de que el estar a miles de kilómetros de casa no sea óbice para estar rodeado de personas que estimas y quieres. Por lo demás, la zona en la que residimos es mayoritariamente coreana aunque cuenta con multitud de restaurantes internacionales y casi no necesitamos ir al Centro (Distrito 1) salvo los fines de semana. Entre campeonato y campeonato, aprovechando los días libres, intentamos realizar algún viaje para conocer Vietnam o algún país cercano. Poco a poco estamos descubriendo zonas de Vietnam preciosas que bien merecen ser visitadas. El último viaje fue a Hanoi, la capital, también visitamos Sapa y disfrutamos de la Bahía de Halong, una de las maravillas naturales según la UNESCO desde 1994.


-Por último, ¿cómo has visto desde la distancia la temporada del Itea CCF en su debut en Segunda División?

-La he seguido muy de cerca a pesar de encontrarme a miles de kilómetros. En alguna entrevista para otro medio ya me preguntaban, cuando tan solo se encontraban en los primeros compases de temporada por esto y mi respuesta era clara y firme: estos jugadores tiene nivel suficiente para estar entre los mejores de la categoría, en cuanto se adaptaran mentalmente a la categoría y creyeran en sí mismos y en sus posibilidades se darían cuenta de que no tienen nada que envidiar a los equipos que han quedado por encima de ellos en la clasificación. Esta generación de jugadores, a la que conozco bien porque he tenido el privilegio de entrenar durante mis temporadas en Ategua, Lucena e Itea merece ser protagonista en Segunda División y por qué no pugnar por estar en la máxima categoría. Aún tienen recorrido y merecen todo el respeto a pesar de que he leído en alguna entrevista que fueron una plantilla hecha “a prisa y corriendo”, han demostrado estar preparados para asaltar cotas más ambiciosas. Ojalá el proyecto tenga continuidad y cuente con el apoyo de Instituciones Públicas y patrocinios privados, así como deseo que el Córdoba Club de Fútbol mantenga la categoría de Plata y ello le permita seguir ayudando al Futsal de nuestra ciudad.

© 2015 Revista Deportiva El Remate. Coordinada por Serafin Ordoño

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now